¿Qué es el liderazgo?

¿Qué es el liderazgo?

Es muy común hablar del término de liderazgo, pero ¿Qué es el liderazgo?. Sobre todo en el ámbito empresarial donde cada vez es más importante tomar conciencia de la necesidad de influir positivamente en la forma de ser de tu equipo y de las personas que te rodean.

 

¿Qué es el liderazgo?

Si consideramos que un “líder” es una persona que dirige o conduce un grupo o colectividad de cualquier índole, como una persona que va a la cabeza entre los de su clase, el liderazgo es su condición, ese conjunto de habilidades que un individuo posee para influir en las personas, consiguiendo que éstas le sigan hacia el logro de sus metas.

A lo largo de la historia, el liderazgo se ha entendido y trabajado de diferentes formas. La historia ha sido un medidor evolutivo en los cambios, también sobre el liderazgo. Antiguamente el Líder era autocrático, solo él ejercía todo el poder y sus “seguidores” acataban sus órdenes.

Vamos a centrarnos en el ámbito empresarial, aunque siempre podemos extrapolarlo a cualquier otro sector (político, deportivo, etc.). Al contrario que el líder autocrático, el democrático se vale de su posición compartiendo información con su equipo, abriéndose a las diferentes opiniones de éste y, por consiguiente, es apreciado y valorado por las personas a su cargo. Más allá del tipo demócrata existe el liberal, éste da total libertad a su equipo para gestionarse, para ello ofrece una confianza absoluta entre él y su equipo.

 

¿El líder es un jefe?

La respuesta es no. El jefe o cabeza de grupo no lo es propiamente, hasta que no consigue ser un líder. Mejor, puntualicemos esto: No será un buen jefe hasta que no consiga ser un líder.

Actualmente existe un nuevo concepto en el liderazgo, un liderazgo transformador. En esta forma de liderazgo, el líder guía al grupo hacia el cambio y la mejora continua para adaptarse a los cambios del entorno que surgen continuamente. En este caso el líder debe tener la capacidad necesaria para influir de manera positiva y motivar el progreso y desarrollo del grupo.

Un líder hoy debe ser capaz de adquirir nuevos valores que mejoren sus habilidades personales, sociales y técnicas, continuar su aprendizaje y observar los cambios. El líder no tiene anclas ni ataduras, sus prejuicios son volátiles y su mente siempre está abierta. El líder observa de lejos porque sus miras se amplían y se acerca al grupo para alentar y formarlo siempre abriéndoles camino y potenciando sus cualidades.

 

Una persona líder es carismática, empática, sabe trasladar sus ideas de forma entusiasta para conseguir un clima óptimo en su entorno, para motivar a su grupo. El grupo que absorbe esa positividad y consigue confiar en ella, pues ve algo importantísimo: No es solo palabrería, el Líder siempre está cuando se le necesita y aporta conocimientos a su equipo, los prepara para lograr lo mejor de ellos, valora sus potenciales y no tiene miedo de que alguno despunte sobre él, al contrario, le alentará para ello, esa es su función.

El líder ve el futuro a medio plazo, y es paciente, mientras tanto va practicando hasta no equivocarse.

En definitiva, una persona verdaderamente líder es la que inspira y consigue que otros hagan grandes cosas.

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.